Quizá no lo sepas, o no lo hayas pensado, pero todo lo que nos rodea tiene que ver  con el transporte internacional de mercancías, con los transitarios.

El transporte de mercancías por vía marítima es algo con muchos siglos de historia. Productos no autóctonos que desde hace siglos llegaron a nosotros desde muy lejos, lo hicieron en muchas ocasiones por mar. En los últimos cien años, el mundo se ha convertido en una sociedad global. Y gracias a esta evolución social y de necesidad de conexión comercial con todo el mundo, el transitario (Freight Forwarder) ha ido creciendo en importancia.

Los transitarios son especialistas en la gestión, control y en la coordinación del transporte internacional de mercancías. Los primeros transitarios, según documentos, fueron los propietarios de hospedajes en Londres que tenían que guardar y devolver los efectos personales de sus huéspedes a sus lugares de residencia habituales. Por lo que la misión inicial de los transitarios no eran los negocios experimentados, si no envío de cosas de un punto a otro. Sin embargo, a medida que este sector (de envíos) iba creciendo, se hizo necesario la actuación de intermediarios, de agentes de carga, para gestionar la organización de estas importaciones y exportaciones.

Así se da origen a la figura del “transitario”, una empresa o persona que organiza los embarques y el transporte para particulares o compañías. Una figura que les ayuda a conseguir que las mercancías lleguen desde el fabricante o productor hasta el cliente o punto final de distribución y lo hace a través de un contrato con terceros.

Según los archivos, Thomas Meadows y Company Limited de Londres está considerado como uno de los primeros agentes de carga. La revolución industrial, las mejoras en el transporte ferroviario y mejoras en la fiabilidad del transporte en general, provocó un crecimiento de la industria del transporte de carga, incrementado por el desarrollo del comercio entre Europa y América del Norte.

El crecimiento exigía unas garantías, por lo que esta nueva profesión del agente de carga, poseía las responsabilidades del expedidor, incluyendo temas como asesoramiento sobre la documentación y los requisitos de las aduanas en el país de destino. En la actualidad, el transitario asume las mismas responsabilidades.

Una evolución desde entonces hasta ahora que ha sufrido regulaciones y leyes para maximizar la profesionalidad del sector y para garantizar el cumplimiento correcto en cada parte del proceso.

¡Siempre Around The World!

Responder